Up in the air

Up In the Air“, USA 2009, Paramount Pictures

Director: Jason Reitman
Productores: Ivan Reitman, Jason Reitman, Jeffrey Clifford, Daniel Dubiecki
Guión: Jason Reitman, Sheldon Turner, basado en la novela homónima de Walter Kim
Productores Ejecutivos: Michael Beugg, Ted Griffin, Joe Medjuck, Tom Pollock
Música: Rolfe Kent
Fotografía: Eric Steelberg
Montaje: Dana E. Glauberman
Vestuario: Danny Glicker
Diseño de Producción: Steve Saklad
Intérpretes Principales: George Clooney (Ryan Bingham), Vera Farmiga (Alex Goran), Anna Kendrick (Natalie Keener), Jason Bateman (Craig Gregory), Amy Morton (Kara Bingham), Melanie Lynskey (Julie Bingham), Danny McBride (Jim Miller)

Enlace IMDb

Hace diez años volaba yo hacia Düsseldorf para comenzar mi primer periplo alemán y me tocó como compañero de asiento un señor, teutón y cincuentón él, con el que estuve conversando durante el tiempo del viaje. Este hombre era representante de máquinas expendedoras de todo tipo y llevaba treinta años de su vida viajando, saltando de aeropuerto en aeropuerto y sólo paraba durante su mes de vacaciones, en el que buscaba el aislamiento de una isla o paraje desierto. Tenía casa en Alemania, sí, por cuestiones legales y para invertir, pero apenas la pisaba. Tampoco tenía pareja estable por lo complicado de mantener una relación de esa forma. Y me decía: “Esta es mi vida, es la vida que me gusta y la que quiero… yo no soy de trabajar en un despacho, espero seguir así hasta jubilarme”.

Me he acordado de ese hombre hoy al ver esta película de Jason Reitman acerca de un hombre que vive, casi literalmente, a treinta mil pies sobre el suelo. Up in the Air cuenta la historia de un Ryan Bingham (Clooney) ejecutivo que se dedica a despedir trabajadores de otras empresas, cuyos métodos están tan perfeccionados que incluso da conferencias sobre ellos. Su frenético ritmo de vida ocupa más o menos la primera media hora de la película, igualmente frenética y en la que Bingham se topa con dos mujeres que pueden torcer su bien estudiado mecanismo. De un lado está Alex (Farmiga), igualmente mujer de traje y trolley y que también conoce mejor los aeropuertos regionales que el salón de su propia casa; del otro, Natalie (Kendrick), recién graduada y muy ambiciosa, quien llega a la empresa de Bingham con intención de revolucionar el sistema de despidos mediante la tecnología y que, a pesar de ello, ha de pasar por un entrenamiento in situ con el propio Bingham como mentor. Éste comenzará un romance con Alex ajustado a los momentos en que sus rutas aéreas convergen, mientras que Natalie descubrirá que el oficio que ha escogido choca con su propio sentido de la moral.

No puedo evitar encontrar paralelismos entre esta historia y la que contaba ya Reitman en una obra anterior, Thank you for smoking. Ambas tratan de un personaje a priori odioso por la labor que desempeña (un defensor del lobby del tabaco, en el caso anterior), pero que en buena medida se hace simpático al espectador por los pocos escrúpulos que destila, sumados a una sonrisa irresistible. En Up in the Air el personaje de Clooney no tiene, sin embargo, esa coraza tan pétrea. Ryan Bingham es mucho menos impermeable y en las pocas grietas que deja se cuela el agua de la duda y los sentimientos, con relativo “daño” a sus esquemas vitales. De repente vemos que ese cínico con sueldo de seis cifras, cuyo objetivo en la vida es llegar a los diez millones de millas de American Airlines, es capaz de llevar consigo un cartón troquelado para hacer fotos falsas con las que decorar la boda de su hermana, puede enamorarse de alguien tan descreída como él y termina por no creerse ni su propio discurso ante una audiencia ansiosa por alcanzar el lujo y oropel que representa.

Es sólo un paréntesis, quizá aparente. Cuando a uno le bajan de golpe y porrazo a la realidad de la que lleva años protegiéndose con sumo cuidado, repara las grietas, añade una capa extra de hormigón y vuelve al camino que libremente había escogido. Más extraño, seguramente más cínico, pero sin duda más consciente del significado de la soledad: Una elección.

Comentarios

Deja tus diálogos:

'Nombre', 'Correo' y 'Comentario' son campos requeridos.

Nombre

Correo Electrónico

Página Web

[Ayuda Textile]

 — 

Los textos originales de este cuaderno se encuentran bajo una Licencia Creative Commons. El resto son propiedad de sus respectivos autores.
Valida xhtml y css. Formatos disponibles para agregadores de noticias: atom y rss ( Suscribir).
Gestionado con Textpattern.


Datos de Taquilla